lunes , junio 14 2021
Inicio / Reportaje / Casos y Rostros / Chacao conjuga ciudadanía y lectura

Chacao conjuga ciudadanía y lectura

La Plaza Los Palos Grandes no sólo es una opción de esparcimiento para los vecinos. En sus espacios, literatura y juego se complementan en una moderna biblioteca que promueve el encuentro

Texto y Fotografía: Andreína Monasterio / @justandre

Cultura y paz. Dos palabras que pueden ir de la mano o fusionarse en un concepto: cultura de paz. Al entrar a la biblioteca Los Palos Grandes, ubicada en la plaza que lleva el mismo nombre, se perciben ambas en el color de sus paredes, en el esmero de sus trabajadores y en la invitación abierta de los libros dispuestos en los anaqueles. Allí, el concepto se hace tangible.

“Se trata de intervenir el espacio de manera que la gente se pueda acercar a la lectura”, explica Diana López, presidenta de Cultura Chacao. Fue inaugurada el 26 de febrero de 2011, alberga tres niveles de salas dedicadas a la formación, lectura y encuentro ciudadano. En su interior, la estructura invita a sumergirse en la dinámica del lugar, pues cada muro habla con la fuerza de sus colores y de los mensajes escritos en él.

“Hemos querido crear un lugar en el que la gente se acerque a la estética contemporánea. Que no sea una biblioteca oscura y silenciosa, sino un espacio vivo”, comenta López. El arquitecto Edwing López fue el responsable del diseño del local donde se encuentran los libros ordenados para la lectura, así como de la plaza y del ambulatorio para la tercera edad que está un lado.

Patrimonio para todos

La señalización —presente en cada uno de los pisos- permite al usuario ubicarse fácilmente. En el nivel inferior del complejo se encuentra un proyecto que nació en conjunto con la Fundación Francisco Herrera Luque. En el lugar, 5.000 libros de carácter patrimonial esperan por ser hojeados. Se trata de la biblioteca Francisco Herrera Luque, creada en honor al intelectual venezolano.

Los libros que alberga esta sala de consulta pertenecieron a la colección de dicho personaje. Según Orfila Márquez, bibliotecóloga vecina y voluntaria de Chacao, muchos de ellos contienen notas marginales de puño y letra de su dueño, lo cual les aporta un gran valor. Los temas relacionados con la obra de Herrera Luque han ido enriqueciendo sus anaqueles, especialmente las ciencias sociales, la historia, la literatura venezolana y latinoamericana.

En la biblioteca se pueden encontrar tesis de grado acerca de sus obras, una pequeña colección de sus publicaciones y sus trabajos preliminares en el campo de la psiquiatría. La sala está equipada para recibir aproximadamente a 30 personas de manera simultánea y es, a su vez, un espacio de consulta donde se realizan charlas y tertulias con otros escritores y especialistas en psiquiatría.

Actualmente se desarrolla un programa de acercamiento a las escuelas, que busca aproximar a los estudiantes a la obra del psiquiatra, novelista y diplomático. “Se ha trabajado ya con varias escuelas del municipio. La idea es que los estudiantes conozcan el nuevo sistema automatizado que usan las bibliotecas. Además, queremos presentarles las obras del autor, pues las nuevas generaciones no la conocen”, explica López.

Voluntarios de la comunidad participaron en la catalogación de los libros y en la conformación de la base de datos. El DocuManager (programa utilizado para administrar la base de datos) agiliza la búsqueda de los libros por nombre de la obra, nombre del autor y por materia, facilitando el proceso.

Letras lúdicas

El nivel intermedio de la biblioteca esconde un delicioso salón en el que sólo provoca dejar que la imaginación haga de las suyas. En él, los padres interactúan con sus pequeños y dejan que ellos se hagan tan grandes como deseen. Y es que el espíritu de la ludoteca de este complejo cultural es aprender mediante el juego, formar ciudadanos que vivan la importancia de una cultura de paz.

Rosana Faría, coordinadora de la ludoteca, cuenta que la inspiración para concebir este espacio nació en Medellín (Colombia), ciudad a la que viajó la gerente general de la Biblioteca Los Palos Grandes, Rosa Virginia Urdaneta. “Esa ciudad sufrió una transformación cultural fascinante que ha florecido gracias al aporte de sus ciudadanos y gobernantes. Actualmente, tiene 15 bibliotecas importantes y 73 salas como esta ludoteca. Por eso se trajo esta idea y se puso a trabajar junto al equipo”.

La ludoteca ha crecido gracias al apoyo de muchas instituciones. Unicef realizó una donación de juguetes, mientras que la Fundación Cadena Capriles hizo un aporte monetario que les permitió hacer el diseño y manufactura de un colorido mueble que alberga libros y juguetes. “Fue diseñado por Matilde Sánchez, arquitecto venezolana —explica Faría-. La virtud de ese mueble es que funge como organizador de una manera alegre y divertida. Los colores amarillo, verde, rojo y gris, permiten organizar por temas los libros”.

Ediciones Ekaré facilitó las imágenes que decoran los ventanales del salón, pertenecientes al libro de rimas para niños Chamario (2004). El texto fue escrito por Eugenio Montejo -bajo el seudónimo de Eduardo Polo- e ilustrado por el español Arnal Ballester. Los mismos ventanales exhiben tres poemas del Chamario como un homenaje a Montejo.

Esta iniciativa cuenta también con la dotación de editoriales como Susaeta, Ekaré, Random House Mondadori, Fondo de Cultura Económica, La Barca de la Luna, Camelia Ediciones, Alfaguara, Santillana, Avesa y Playco Editores. Faría agrega que también reciben donativos familiares de libros y juguetes que los hijos ya no usan y que están en perfecto estado. “La familia Herrera Bali hizo un donativo espectacular de juguetes rarísimos, y la familia Allueva Hernández también hizo una donación significativa”, agregó.

Los niños podrán encontrar libros recreativos e informativos editados por la Fundación Cadena Capriles. “Lo que se está generando es un encuentro de los niños venezolanos con libros venezolanos y con libros extranjeros también —opina Faría-. Hoy en día, las editoriales han hecho esfuerzos para crear libros de todo tipo, así que tenemos hasta de matemáticas y filosofía”.

Si bien el personal de este espacio puede orientar a los pequeños para que hagan sus tareas, esa no es la función principal de una ludoteca. “Lo importante es que los niños vengan a tener contacto con la cultura ciudadana a través del juego y la lectura. Queremos que, para ellos, leer sea una cosa rica”, expresa la encargada.

La ludoteca cuenta con una programación que se extiende durante todo el año con talleristas. Los padres son bienvenidos a compartir con sus hijos y a guiarlos en la aventura del conocimiento.

Lectura y tecnología

La sala Eugenio Montejo se encuentra en la entrada de la biblioteca, en el nivel superior. Aquí se le dedica igual interés a la lectura impresa en todos sus formatos (periódicos, revistas y otras publicaciones) y a la digital. “Es un acercamiento con todas las posibilidades que hay para leer”, cuenta Diana López.

Más de 40 editoriales venezolanas y extranjeras participaron en la dotación de la sala por medio de donaciones. Hay una colección dedicada a la obra de Eugenio Montejo, poeta y vecino de Los Palos Grandes. También se la da importancia a lo local, la ciudad de Caracas y el urbanismo. “En Venezuela se está escribiendo mucho y muy bien. La idea de esta biblioteca es hacer de la literatura algo realmente accesible al público, así como acercarlo a los poetas y escritores a la comunidad”, resalta López.

En la sala se encuentran disponibles varias computadoras con acceso a internet y cinco Kindle (lectores electrónicos). También hay conexión Wi-Fi para quien desee asistir con su laptop.

Un grupo de estudiantes del colegio Alba, ubicado en el municipio, ayudó con la catalogación como parte de su labor social. “La idea —comenta López- es seguir trabajando con jóvenes y crear un espacio intergeneracional”.

Diana López insiste en exaltar la importancia de la tecnología en las posibilidades del lector. “Las nuevas tecnologías siempre abren nuevos mundos. Esta sala, físicamente, puede tener alrededor de 5.000 tomos. Sin embargo, digitalmente, es infinita la cantidad de lecturas que podemos tener. Lo importante es ir educando al lector en la selección de las lecturas. Esa será nuestra misión aquí. Queremos orientarlos para que lleguen a las lecturas en las que están interesados, pues la variedad es amplia. Estamos muy entusiasmados por abrir una biblioteca en el siglo XXI, porque hubiese sido distinta abrirla hace 10 años. Al tener estas posibilidades digitales, estamos abiertos al mundo”, concluye.

En la entrada de la biblioteca, hay lockers para que los visitantes puedan dejar sus cosas. A partir de este mes comenzarán a implementar un sistema de préstamo de libros que no se limita a los vecinos de Chacao.

Para la tertulia

Otros espacios dentro del complejo son propicios para el diálogo y el intercambio de conocimiento. Las salas de formación albergan hasta 20 personas para dictar talleres. “La idea es que los habitantes de Chacao presentes propuestas para realizar discusiones, de manera que la misma comunidad del municipio alimente la programación del centro”.

La sala de computación brinda herramientas para el aprendizaje y uso de las tecnologías de la información y comunicación.

Lo que viene

El 29 de abril se realizará el evento de los 10 mejores libros para niños. La ludoteca y el Banco del Libro organizarán una actividad en conjunto. Para más información, visite www.culturachacao.org.

Del 19 al 29 de mayo se celebrará el “Festival de la Lectura” en las áreas norte y sur de la Plaza Francia de Altamira. Contará con la participación de 100 editoriales.

Dirección: 3era Avenida de Los Palos Grandes, entre 2da y 3era transversal. Horario: de lunes a viernes de 10:00 am a 6:00 pm y los sábados de 9:00 am a 1:00 pm

Revive la experiencia del Impreso On-line

Revisa Tambíen

Hacedores de país, mundo e imagen del artesano ancestral

  La Fundación ArtesanoGroup reeditó el libro Hacedores de país, mundo e imagen del artesano …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.